MALIGNO, DIONISIO, LAFARJA Y CHAMORRO, SIN - VERGUENZAS

La calamidad de la sin – verguenzía y un pueblo cagón, cobarde y conformista

22

CIUDAD DEL ESTE (Sin – verguenzía, por Carlos Roa) Ya no existen más palabras para calificar a los prototipos de individuos que tenemos en Paraguay como autoridades. Donde cada uno de ellos en su tiempo de campaña para lograr un curul, estos hacen y dicen cualquier barrabasada. Y lo peor de todo que el pueblerino paraguayo, inútil, cobarde, que no adquirió el gen de los baluartes de la guerra de la triple alianza de nuestros veteranos que hoy día transitan por las calles de la penuria y miseria. Hoy no nos damos cuenta que hace tiempo caímos en la trampa perversa de los grandes vividores de este país, donde exigen un ojo y la mitad del otro para trabajar, donde exigen pagar aipó IPS para que tengas seguro médico y jubilación segura, y mientras tanto lo que se ve en esos nosocomios de esta empresa recaudadora para políticos, conocido como instituto de previsión social, es tétrico, lamentable y humillante. Y todo esto tiene nombre y apellido, pero como siempre por culpa de hurreros estamos en la cuerda bamba.

 

Hagamos un recuento de las últimas andanzas de los grandes sin – vergüenzas granujas de este país. Gana Cartes las elecciones, un personaje muy cuestionado y sobre el tiro designa a un personaje que entiende de matemáticas, Benigno López, el guasón, para comandar un instituto médico, porque éste sabía donde estaba la plata. Y es muy obvio, el IPS con US$ 20 millones pretendía destinar al alquiler de 40 ambulancias, cuando que el instituto podría comprar 400 unidades inclusive con UTI, teniendo en cuenta que cuestan US$ 50.000 cada una. La licitación se hizo en el año 2017, en tiempo electoral y todo indicaba que fue otro gran robo a los asegurados.

Y ahora aparece este supuesto empresario Oscar Chamorro Lafarja, hijo del exdiputado José Chamorro, quien lleva años monopolizando la provisión de todos los servicios del IPS. Estos pretendían que el Instituto de Previsión Social (IPS) pague al menos unos G. 40.000 millones de más por la contratación de servicios de seguridad. La misma empresa que estuvo a punto de ser adjudicada cobra a otras instituciones públicas casi la mitad de lo que percibirá con la previsional.  El ente tenía previsto entregar casi G. 140.000 millones a SST y Bullers SA, otra firma vinculada a la familia Chamorro, en una sola licitación.

Ahí el escenario un Maquiavelo senador que tendría que estar defendiendo los intereses del pueblo, sin embargo este Dionisio Amarilla y su partner Lafarja y su father Tito Chamorro seguramente estarían también el guasón Maligno, y el recaudador Ñarito Pingüino como se entramaba la película Gotham, donde se creó el personaje de Batman el justiciero anónimo. Si realmente ocurriese un milagro y Sergio Moro, que hoy está en Pedro Juan Caballero se nacionalizase paraguayo hubiese sido ministro de Justicia. Dios me libre, lo que éste encontraría no sería un Lava Jato sino sería un Lava vyros de los paraguayos que todavía estamos sentados esperando que aparezca Papa Noel o Robin Hood, porque éstos desangran el país, roban, saquean, cometen los delitos de lesión de confianza y estafa y todavía tienen la petulancia de querellar a un periodista, Juan Carlos Lezcano, que descubrió las artimañas que estos estaban a punto de realizar y todavía siguen en los cargos, no hay desafuero, no hay prisión, estos ya deberían estar en Arkham, la prisión para locos sin – vergüenzas, como el sombrero, el pingüino, Acertijo y otros, como la señora María Luz Peña de Masi, que también sería parte de la cuadrilla, pero ésta es la que aparece con los 60 millones para comprar la conciencia a Juan Carlos Lezcano, periodista de Abc Color, hoy querellado por los grandes sin – vergüenzas de este país.

comentario

comentario

Cargue Artículos Más Relacionados

Mira además

Señales que manda tu hígado cuando está sufriendo

CIUDAD DEL ESTE (por medico Ñaña`i) La ciencia avanza de forma rápida pero aún quedan much…