ESQUEMA CORRUPTIVO CON VARIOS ACTORES PRINCIPALES

Los padrinos de la mafia del contrabando y sus truhanes

635

CIUDAD DEL ESTE (realidad fatídica, por Carlos Roa) En una noche de tragos cuando el presidente Mario Abdo Benítez ya estaba bien calibrado donde el vice Hugo “Itaipu” Velázquez se aprovechó de la situación para cocinar la reincorporación de su hermano Carlos Dionisio Velázquez, al cuadro activo de las FFAA. Y este buscó un marino con la frecuencia de la petulancia, el mbareté, el caradurismo y la sinvergüencia y escogió a dedo al tal Walter Fernando Díaz Aguilera, un capitán de fragata, para la capitanía de la Base Naval de CDE, donde este muy práctico y expediente en contacto con aduaneros pergeñaron el modus operandi del contrabando durante la pandemia. Donde se asoció a Nelson Fleitas, administrador de Aduana. ¿Cuál sería el primer paso? Muy simple, coartar el ingreso de despachos menores, donde la mayoría de paseros de CDE trabajan desde el año 1900 y antiguamente, porque no hay otro trabajo para poder llevar el pan de cada día y tratar de llevar un poco de sapiencia en la cultura de sus hijos. En fin, los jinetes del Apocalipsis de este matute que también significa contrabando, según las fuentes de algunos marinos amigos de la redacción comentaron de boca llena que es el vicepresidente, el comandante de la Armada, por lo cual ellos consiguieron su reincorporación, el capitán Walter Fernando Díaz y el propio Nelson Leonor Fleitas, los cuatro jinetes del apocalipsis.

El propio administrador de aduana de CDE dio carta blanca a Walter Fernando para hacer lo que quiera dentro de la zona primaria de la aduana de CDE y en contubernio con el corrupto administrador quedó muy claro que hubo muchas irregularidades, porque cuando se ve en imágenes efectivos de la Marina realizando controles con los documentos en manos, que bajo ningún sentido pueden hacer, ya que esto es usurpación de cargos aparte de eso hay una ley mencionado más arriba que prohíbe ese tipo de trabajo ya que no corresponde a otros y si solamente a aduaneros, la ley 2422/2004 del código aduanero seria letra muerta en este caso. El verborrágico comandante Walter Díaz con su jefe, el almirante Carlos Velázquez, hermano del número 2 del Ejecutivo dejaron de lado esa ley y usan la ley del mbareté, porque bien claro está en el artículo 12 del referido código, preminencia de las atribuciones aduaneras en zonas primarias y en el inciso 3 reza solamente que las personas vinculadas a la actividad aduanera y los legisladores podrán ingresar en el recinto aduanero para cualquier tipo de fiscalización.

Capitán Walter Diaz

En todos los casos la autoridad aduanera autorizará la permanencia en la zona primaria de los mismos y por el tiempo estrictamente necesario para el desarrollo de sus labores. Pero de ninguna manera puede un efectivo de la marina, ya sea cabo ranchero hasta el propio comandante de la marina puede revisar contenedores que ingresan por zona primaria para los controles pertinentes de esa institución. Sin embargo esto se violó todo y si se mira por donde se vea cualquier leguleyo de cuarta encontrará si es delito o es crimen, para que sean pasible de sanciones a estos nombrados, que vienen desde el vicepresidente hasta el capitán Díaz.

Nelson Fleitas, Administrador de Aduanas.

Parte dos del esquema: despachos mayores. Donde solamente las mercaderías pueden ser transportadas en tractocamiones de 30 toneladas de peso máximo. Donde al ingresar en la báscula ya comienzan las negociaciones, ya se sabe quién trae y para dónde va. Luego en la parte superior de la aduana ingresa a los recintos de los arreglos, donde se encontrará a algunos de estos truhanes, pillos sinvergüenzas, corruptos como Juan Carlos Aquino alias lentuki, el hombre del cráneo de las entregas amañadas de la administración del puente de la amistad, regenteado por el Nelson Leonor. Sus colaboradores Ismael Giménez alias Tiburón, David Olmedo alias Hamburguer, un gordito de anteojos conocido como “bollo” y la mujer que sería la nueva susodicha de aquel comentado Mario Francia. Un grupo de exterminadores del sistema Sofía, donde estos conocen paso a paso como entra y como sale para luego ser importado con la encargada de blanquear y maquillar los expedientes, la tal famosa Marta Gómez, con varios apodos, unos la llaman veloz, otros de tuning y algunos la llaman de pantaleta veloz y que se comenta es la actual amante del administrador Nelson Leonor, por eso el apodo “veloz” que la perorata sería veloz administradores de turno. Y sobre todo fue sancionada con un ramo de rosas enviada al Km. 12 puerto Algesa, donde esta debería según conocedores, estar en el Buen Pastor, porque cometió hace mucho esto de devolver los camiones incautados por sumas millonarias con base de 80 millones para arriba a sus propietarios. Y  la liberación de mercaderías al mejor postor, ya sea por volumen, por caja, por bolsa, por fardo y quien diría, hasta por imaginaciones, esto se las agarran todas, donde hoy figura Juan Carlos Machuca, gran sinvergüenza que ya fue rajado y que estaría en el freezer, temblando de frío y con expectativa de expulsión sin ningún de indemnización. Pero bueno, eso es cada uno con su cada uno, pero según fuentes, estos días se compró un auto Kia Sportage color blanco de paquete, año 2021, precio 36.500 dólares (pagados al contado en Garden), se presume que es un regalo de Nelson Leonor, según aseveró la fuente. Nos sentimos agradecidos por estos informantes, algunos que son funcionarios honestos, que nos cuentan cómo se cocina día a día el pollo, el azúcar y sus derivados.

Y el tercer esquema, el de las lanchas rápidas a cargo directo del capitán de navío Walter Fernando Díaz, canoas por volumen o por caja, puerto un millón por noche, total hay 25 puertos, lanchas rápidas 20 millones a 30, depende de lo que carguen, a veces cuando es jalativo o fumatérico o cuando es una mercadería fatal, donde el percutor elimina y de grueso calibre. En fin, cigarrillos, electrodomésticos y afines, todo está en el menú (porqué lo llaman los intocables?) Porque tiene el apoyo del vice, del comandante, del Pastor Diez Pérez y hasta del Pastor Emilio Abreu alias pato del Centro Familiar de Adoración CFA, una estructura que dividen entre cuatro a 3 mil millones semanales donde dicen que el propio comandante de la Armada recibiría 50 mil dólares y se ve si no le elevan a 70 mil semanales, para que Walter Fernando Díaz esté seguro en su puesto de trabajo.

 

 

 

comentario

comentario

Cargue Artículos Más Relacionados

Mira además

Un aduanero pobretón y embustero convertido en millonario coimero

CIUDAD DEL ESTE (Corrupción Aduanera, por Carlos Roa) Nelson Leonor Fleitas (Alias el Cabe…