Hay gustos para todos, gorditas o delgaditas

91

UNA DISPUTA DE PESOS PESADOS Y PESO PLUMA

CIUDAD DEL ESTE (sexología, por Carlos Roa) La modalidad actual del encuentro sexual donde los protagonistas tienen varios gustos, algunos les gustan flaquitas y otros más rellenaditas. En este caso principal haremos la primera puntualización y particularidad de las rellenaditas, donde en una encuesta por este medio, consultando a hombres, eligieron a las rellenaditas, porque dicen cuanto más carne, hay más caldo. Entonces las flacuchis no creen en eso, que cuanto más carne mas sabroso el sándwich y viceversa, donde dicen las gorditas, cuando no hay carne, es puro hueso y es un dime y direte entre las féminas que buscan en los gimnasio moldear el cuerpo para ser una tigresa para ese león hambriento.

A los chicos y a los señores les atraen  una buena cola y senos que se noten así como no les agrada un vientre que sea totalmente plano, nadie dice andar engordando como pelotas pero un poco de forma resulta atractiva a los varones y las mujeres  ignoran esto y se ven gordas aún estando muy bellas con sus redondeces.

El problema es que muchas se deprimen, se visten mal por que se ven mal, comen de más o comen de menos y se privan de verse atractivas cuando los son. Y cuando llega el verano hasta tienen miedo de usar un bikini atractivo por los rollos que cargan y además por el miedo que pueda venir un inspector de la Seam. Pero para el gusto hay de todo, he´i kuré jurú ovesavaekue.

Los complejos que ocasiona el verse  con fea figura hace que se comporten como feas, hablan poco, se visten con colores oscuros y tiene pensamientos negativos sobre sí mismas: “No me van a mirar”, “Me ven gorda”, “No me va a invitar a salir”…etc.  Son pocas las que se animan a preguntar a su pareja cómo la ve y menos aún las que le creen cuando responde: “Te veo muy bien y me gustás”. Ella  igual sigue pensando que está gorda.

Con frecuencia estos pensamientos  llevan a dietas que  hacen daño y que ningún médico controla, por lo tanto el daño continúa y los kilos también, van y vuelven, van y vuelven.

Lo importante no es lo que se usa, ni siquiera lo que  tu pareja prefiere sino si ambos estén conformes con el cuerpo del otro y les atrae lo suficiente como para pasarlo bien juntos, más allá de lo que las revistas y la televisión muestran cada día: mujeres poco reales, que no se ven en los negocios ni el las escuelas ni en las oficinas, ni en la universidad, mujeres  que son para mostrar cuerpos  bonitos de acuerdo con un modelo que se impone para el teatro, el cine, para modelar, pero no para la vida cotidiana,  no se puede vivir comiendo nada y pendiente del cuerpo y de los kilos cuando trabajas, estudias, crías niños, etc.

Las mujeres compiten entre ellas por tener esa figura que muestran  y que sólo se ve en el cine o en las revistas, pero pocas se preguntan si a los  hombres les agrada que ellas sean diferentes a lo que son. Pero lo más importante es que a nadie le atrae un cuerpo extra delgado y menos aún a los varones que son la preocupación de todas las chicas y mujeres.

No se trata de ser una muñeca Barbie ni tampoco una obesa, pero es cierto que a ellos les agradan las caderas algo anchas y los senos generosos…pregunta y verás.

comentario

comentario

Cargue Artículos Más Relacionados

Mira además

Un Kit protector eficiente para el sistema digestivo

CIUDAD DEL ESTE (Salud, por Carlos Roa) Este es un mensaje para todos los lectores de la V…