EMBAJADOR EN WASHINGON DERROCHA 10 MIL DOLARES EN MANSIÓN

La bayoneta de la historia que solo sabe Afilar la buena vida de los granujas pys

47

CIUDAD DEL ESTE (realidad fatídica, por Carlos Roa) El embajador paraguayo en los EEUU Manuel Maria Caceres, decidió no vivir en la casa del Estado paraguayo en Washington en la que han vivido todos los embajadores anteriores, para alquilar otra cada por 10.000 dolares mensuales, que puede tener este funcionario en la cabeza para abusar de esta manera de los fondos publicos? La lógica dice que este tiene en la cabeza muchas informaciones que a los manguruyú y autoridades paraguayas, si habla o cuenta se arma la gorda. Pero la culpa es nuestra, los ciudadanos comunes, que pagamos impuesto, más impuesto y seguimos pagando. Las empresas telefónicas nos roban en la cara y no hay alguien que nos pueda defender. La dirección general de derecho al consumidor existe pero hasta ahí nomas, es para hacer lobby como también la Contraloria, una manga de sinverguenzas que no tienen capacidad ni la suegra si salió con el vecino. Una fiscalía encabezada por una sinvergüenza al mando de un chapo, unos botijas de sinvergüenzas que se pasan mintiendo al ciudadano común en fechas de elecciones con monólogos repetidos. Voten por mí porque yo soy la solución. O sea, los paraguayos, que trabajamos de sol a sol tratamos de buscar la solución a nuestros problemas. Pero que hay mas, los problemas para nuestra solución. Y este mequetrefe que se cree el procusto embajador paga 10 mil dólares, unos 60 millones mensuales, por una casa en Washington, donde viva sin hacer nada, frecuentar la embajada algunas horas pero con super sueldo, que solamente en Paraguay se da. Porque somos una manga de inútiles, cobardes que no queremos enfrentar la realidad saliendo a la calle, defendiendo derechos como hace Chilenos, venezolanos, brasileños y argentinos. Y nosotros que, somos la bayoneta de la historia.

comentario

comentario

Mira además

Paraguay el que más gasta, pero no en favor del pueblo

CIUDAD DEL ESTE (salud corruptiva, por Carlos Roa) Los países de América Latina han gastad…