Ministros sin matriz de productividad social

0
baruja Gattini gimenes gaona

HASTA PADECEN DE XENOFOBIA CONTRA LA CIUDADANÍA PARAGUAYA

Es vergonzoso el actuar de los personajes que son designados en los lugares claves y más importantes en nuestro país. Nos damos cuenta que éstos no tienen una matriz de productividad social para con los ciudadanos paraguayos en esta cuestión e incluso se nota que padecen de xenofobia en contra de los propios conciudadanos. ¿Por qué decimos esto? Por la simple razón de que existen muchas irregularidades en sus funciones. Por ejemplo, el ministro del MOPC, que es evidente que es cómplice del actual gobierno al publicar en medios comprados o periodistas vendidos al actual gobierno de que invierten en caminos, puentes y otras yerbas, mientras que la realidad es totalmente diferente, hacen enripiados y lo llaman de asfaltado de primera, puentes de madera o de hormigón armado, pero con baja contención y lo quieren llamar de puente Tower Bridge de Londres. La ministra de Educación, que en estos días pasó turbulentos ataques por su ignorancia, por su ineptitud y sobre todo el propio presidente HC, que es su primo, la defendía a capa y espada, porque las aguas vendidas a 15 mil el litro, pertenecían a la empresa de Cartes. ¿Una señora que se equivocaba hasta para escribir y para hablar, entonces qué ministra tuvo el Paraguay?

Un ministro del Interior, Pancho de Vargas, que no tiene mínima trayectoria para el cargo, porque no tiene la capacidad de actuar o sea, la matriz productiva para actuar en momentos caldeados que vive la sociedad y que se tiene que tomar decisiones exactas y no como ellos hacen, piloteando la situación o haciendo de cualquier manera. Este sería bueno para vender chura, pancho o hamburguesa, porque vocifera al santo cohete como aquellos vendedores de éstos menesteres alrededor de los estadios. El exministro de Agricultura, un tal Gattini, que según fuentes se comió un montón de plata, pero al productor humilde del país ni besito con Coca – Cola repartió. Y ahí aparece el actual ministro, Juan Carlos Baruja, un seccionalero Cartista ni cómo cultivar repollo ¿y qué va entender este tétrico hurrero de huertas y mucho menos cultivos?

Y para cerrar este primer capítulo tenemos a los que tendrían que ser los impolutos, los transparentes, honestos, hasta cuando duermen, los ministros de la Corte Suprema de nuestro país. Pero estos también padecen de la matriz productiva para favorecer a las personas a quienes se los vilipendiaron y esquilmaron en algunas situaciones, pero estos están para vender la condena al mejor postor y transar la libertad del mejor narco, o sea, el que paga más, como el lavador, el violador, el estafador, el falsificador y hasta aquellas autoridades que se enriquecen ilícitamente a través del saqueo a las arcas del Estado. Es una pena que el dueño de este medio no tenga más espacios para escribir, porque estaría escribiendo todos los días al año y aún faltaría un milenio para contarlo todo.

comentario

comentario

Cargue Artículos Más Relacionados

Mira además

Catástrofe Sudaca de la historia

CIUDAD DEL ESTE (realidad fatídica, por Carlos Roa) Realmente los seres humanos tenemos qu…