¿PORQUE CARTES PROTEGE A DE VARGAS?

24
federico franco luis rojas

 

(Tercera Parte)

EL CAMINO

Acceder a los archivos de la DEA era CASI imposible, se precisaban de autorizaciones, un complejo camino a recorrer, además de tener una buena razón para hacerlo. Buscamos otra vía, la de los registros que podrían estar en la cárcel de Tacumbú (con la sospecha que también habían desaparecido como los expedientes de la Corte), pero después de 3 años de investigación era un tramo más. Hablé con mis contactos del PLRA que estaban en el poder, y les comenté mi idea. Ir al registro, buscar el expediente de HORACIO MANUEL CARTES JARA, fotografías si las hubiere, para documentar más aún el libro, y compartir el hallazgo por contrapartida.

El primer contacto se hizo con la Ministra de Justicia y Trabajo. Llamados, espera, contactos, y por exceso de trabajo nos remitió a su Vice, Humberto Blasco en la época, ambos después imputados en una causa de desvío de unos 3.000 millones de guaraníes. Eso, al margen.

Paralelamente se desarrollaron otras acciones. ¿A quién recurrir? Al Ministro del Interior, Carmelo Caballero. Obviamente, yo no participaba de los operativos, no era político, ni liberal, sino buscaba material para mi libro. El grupo convocó a dos personas, del PDP para darles la misión de manera que no fuese una presión del PLRA, sino una acción conjunta con los aliados electoralistas.

Alejandro Nissen y Arnaldo Giuzzio, mediante llamados de autoridades liberales de alto voltaje, pidieron la entrevista, sin adelantarle de que se trataba. No pudo recibirlos en una oportunidad y en otra muy rápidamente se desligó de la situación diciendo que “tenían su autorización para hablar directamente a la SENAD”. Se hizo el contacto con De Vargas, que tenía una relación muy próxima con Nissen, y fueron a la SENAD a la hora señalada (11.00) de la mañana. Cuando fueron las 02.00 Nissen lo llamó desde la secretaria, a pocos metros de su despacho, para decirle que estaban haciendo una antesala de 3 horas, y que necesitaban hablar con él exponiéndole brevemente que querían.

De Vargas se excusó, pidió disculpas por la cantidad de trabajo y les convidó a que fueran dos días después (era un martes) para que pudiera buscar esos antecedentes. La escena se repitió. Otra larga espera, hasta que aceptó recibirlos de pie y apresuradamente. “Miren muchachos, no tuve tiempo de ver nada y estoy saliendo de vacaciones” (marzo 2013), pero le pedí al Director de Operaciones (Luis Rojas) q les atienda y es de todo lo que necesitan”

FRACASA LA MISION

Esa noche participé de una reunión donde había nombres importantes del PLRA. La idea era hablar al propio Federico Franco para que dé la orden de encontrar esos documentos, o por lo menos buscarlos. Supuestamente así se hizo. Ignoro si la orden llegó a destino, pero la última visita a Rojas chocó contra una muralla de negativas, que no había absolutamente nada, que si existían se habrían extraviado, y que ello llevaría varias semanas porque había que revisar miles y miles de documentos.

La respuesta desanimó por completo a  Nissen, quien a la noche telefónicamente me anunció su decisión de “No seguir con ésta farsa. Nos ocultan documentos, no obedecen las órdenes, y en esas circunstancias estamos perdiendo el tiempo inútilmente”.

Recuerdo le hice un comentario: “Como se nota la falta de voluntad de poder de estos liberales. Si dependía de los colorados, hace tiempo habrían echado a patadas las puertas de Tacumbu para revisar todo. Así no van a ganar nunca”.

Se cerraron todos los caminos con el agravante que, al día siguiente, Nicanor Duarte Frutos hace una bombástica declaración:” Acusamos que el PLRA está buscando los antecedentes de nuestro candidato para iniciar una guerra sucia”. La primera sospecha de quien filtró la información apunta a Luis Rojas, colorado. Sin embargo, ya tiempo después supe que la infidencia vino de De Vargas, quien iba informando a Cartes de los bloqueos la investigación para cubrirle a las espaldas, traicionando la gestión que le había confiado el propio partido liberal.

Posteriormente De Vargas intentó frenarnos de nuevo. Se enteró que íbamos a conseguir las copias “extraviadas”, y abiertamente se opuso, defendiendo la autonomía de la SENAD. Por suerte están todas las actas en el libro, gracias a contactos, que nobleza obliga, no pudo revelar jamás. Otro documento, el de sus antecedentes judiciales, de Horacio Cartes, donde figura el homicidio culposo en accidente de tránsito de JAVIER LURAGHI BARAVALLE jamás difundido por la justicia, también se le filtró por vías que eran inatajables, desde luego.

comentario

comentario

Cargue Artículos Más Relacionados

Mira además

Los monotemáticos del Norte!!!

CON EPÍTETOS DE ESPERANZA EMBAUCAN, ENGAÑAN Y MIENTEN!!! SANTA ROSA DEL AGUARAY (realidad …