EXTRANJEROS SÓLO VELAN POR BIENESTAR DE LOS GUERRILLEROS

HIJAS DE FÉLIX URBIETA RECLAMAN DESINTERÉS DE ACTIVISTAS ARGENTINOS POR SECUESTRADOS

7

SAN PEDRO DE YKUAMANDIYÚ (Enviado Especial)Es indignante el actuar de los supuestos defensores de derechos humanos Argentinos en Paraguay, quienes reclaman al gobierno la muerte de las niñas guerrilleras cuando lo que deberían hacer ellos es entregar a las madres de las niñas para que puedan ser juzgadas por faltar al deber de cuidado, por haber enviado a sus hijas a una muerte segura, a una vida de delincuencia y clandestinidad donde pasaron todo tipo de penurias antes de morir, porque ni su padre que era quien estaba con ellas no las atendió ni les importó el bienestar de estas dos niñas que fueron abatidas en un operativo de la FTC.

Las hijas del ganadero Félix Urbieta, secuestrado por miembros del Ejército del Mariscal López (EML) en octubre del 2016, reclamaron que organizaciones de derechos humanos de Argentina, presentes en el país, nunca hayan pedido la libertad de su padre y otros.

En una conferencia de prensa realizada en Concepción, Liliana Urbieta, la hija menor del ganadero secuestrado en 2016, leyó un comunicado en el que hizo un reclamo contra activistas de derechos humanos de Argentina. Una delegación humanitaria internacional llegó a Paraguay el lunes para dar con el paradero de la hija de Carmen Villalba y exigir la libertad de Laura Villalba, a la que consideran detenida ilegalmente en la cárcel de Viñas Cué.

La hija de Félix Urbieta, quien fue secuestrado por miembros del Ejército del Mariscal López (EML), se pronunció al respecto y repudió la mediación de la comitiva extranjera.

“Nunca la Gremial de Abogados nos llamaron, nunca organizaciones de derechos humanos argentinos preguntaron cómo estábamos, nunca se interesaron en mi papá, en el suboficial Edelio (Morínigo), ni en Óscar Denis y mucho menos preguntaron por aquellos que murieron ejecutados cobardemente por estos criminales”, expresó Liliana Urbieta.

En el Norte del país siguen secuestrados Edelio Morínigo y el ex vicepresidente Óscar Denis Sánchez por el EPP, hace siete años y nueve meses, respectivamente. El último secuestro y asesinato fue el del joven Jorge Ríos a manos de la Agrupación Campesina Armada – Ejército del Pueblo (ACA-EP).

“Siempre pidieron libertad para Carmen Villalba, libertad para Alcides Oviedo, ‘libertad a los presos políticos'”, leyó Liliana Urbieta. “Hoy nos preguntamos qué fines persiguen, qué justicia piden. ¿Acaso mis padres y demás secuestrados no tuvieron el derecho de ser libres, de estar con su familia y seguir con su vida a nuestro lado? Hoy nos sentimos indignadas, tantas veces pedimos que estos grupos nos acompañen y nunca lo conseguimos”, continuó.

Con duras expresiones manifestó que buscaría hasta el final a su padre, “hasta que dejen libre tu cuerpo o quizás tu alma”, agregó. La familia Urbieta pidió en la conferencia de prensa realizada el pasado 6 de julio por una información a uno de los secuestradores de su padre. “Feliciano Bernal Maíz, fuiste con el hijo de Alejandro a llevarle a papá de su casa, te pido que des información de él”, dijo Liliana. Hasta este momento no recibió respuestas. Las hijas siguen pidiendo una comunicación por parte de los captores, para que el hombre pueda volver a su hogar.

 

comentario

comentario

Mira además

TRACTOR DE LA MUNI ARROJA DIARIAMENTE BASURAS EN EL CEMENTERIO

SANTA ROSA DEL AGUARAY (Enviado Especial)  Denuncian en redes sociales que todos los días …