SOBREVUELAN CIUDADES ABRIENDO JAULAS

LOROS LIBERTADORES

22

CIUDAD DEL ESTE (Tendencia, por Redacción) La cuarentena obligatoria que afectó a muchos países trajo consigo varias situaciones peculiares que se hicieron viral gracias a los medios de comunicación inmediato con el que contamos la mayoría que son los teléfonos celulares que nos permiten transmitir en tiempo real lo que vivimos, o compartir con nuestros grupos de amigos o familiares, es así que nos llega esta emocionante y enternecedora anécdota donde tres loros recorren España acercándose a balcones y terrazas liberando de sus jaulas a otras aves que se encuentran en cautiverio.

El pasado mes de octubre una usuaria de Twitter publicó una foto de tres aves que estaban “de visita” en la jaula de su pequeña ave de la especie Agapornis. Al principio los dueños de casa pensaron que se trataba de loros perdidos por lo que les pusieron agua y comida, como es muy común tener aves en las casas la familia que vio a los loritos en su balcón publicó una foto de la pequeña bandada preguntando si a alguien se le había escapado su loro pero luego de un momento observándolos se dieron cuenta de que no estaban perdidos ni buscaban alimento y agua, sino que estaban procurando abrir la puertita de la jaula, cosa que no consiguieron porque no permanecían en el lugar si veían a los humanos muy cerca, quizás por temor a ser atrapados, iban y venían.

Incrédulos con lo que estaban viendo comenzaron a recibir retweets de vecinos de la ciudad diciendo que los habían visto y en algunas casas hasta lograron liberar a algunas aves de su encierro doméstico. Este hilo de twitter causó furor donde los internautas resaltaron la inteligencia de estos animalitos mientras que otros fomentaron la empatía comparando lo que estamos atravesando en esta pandemia con la cuarentena obligatoria en casi todos los países y como estos pequeños que son arrancados de su hábitat y puestos en encierro para nuestro entretenimiento sufren, sufren el encierro, sufren el maltrato porque a muchos se les corta las alas para que no puedan volar más, sufren la dependencia de no poder elegir sus alimentos, recogerlos ellos mismos de la naturaleza para consumirlo y sufren el aislamiento y la soledad de no ser comprendidos pues son totalmente distintos a nosotros.

Son seres inteligentes, capaces de aprender palabras, dar amor, y vivir en parejas o más, en armonía. Podemos observar esto en Tuky, Toty y Prince, los amigos loritos de este medio.  

comentario

comentario

Mira además

PROFESIONALES DE LA SALUD ESTAN HARTOS DE LA INCONCIENCIA

CIUDAD DEL ESTE (Salud, por Redacción) Los médicos del Ineram ya están hartos de la incons…