Periodistas no alineados son perseguidos sin escrúpulos por el grupo Tabesiano

4

vargas-pena2

VARGAS PEÑA Y GÓMEZ, OTRA VEZ RAJADOS POR CRITICAR A HC

Los compatriotas y periodistas Vargas Peña y Gómez demostraron que lo son, y también democráticos, y que Cartes, y sus lavadores de dinero del crimen organizado, de lo que también forma parte el megacontrabando de cigarrillos, no pueden comprar a la inmensa mayoría de los paraguayos, ni con miles de tabesa, y tampoco inmovilizarnos a pesar del natural miedo que nos infunden sus sicarios. como decía el general Patton (a quien ahora voy a citar de memoria, y los paraguayos muchas veces lo demostramos en la historia, si bien a veces tardamos en hacerlo, ¡el valor no es sino contener el miedo, por unos segundos más, para que no nos derrote y nos vuelva indignos!

Cartes y su grupo, lavadores de dinero del crimen organizado y megacontrabandistas mundiales de cigarrillos, según documentos oficiales del departamento de estado norteamericano, no todos publicados aún, no pueden coexistir con las libertades de pensamiento y expresión, en este caso la de prensa, en particular.

Eso es lo que explica la persecución y censura a los compatriotas y periodistas Enrique Vargas Peña y Carlos Gómez, quienes tuvieron el coraje cívico de romper amarras con aquéllos, primero en radio cardinal, otra de las voces del cartismo y sus tabesianos, y ahora, por medio del disfraz de la “rescisión de contrato”, decidio finalmente por parte de las caras visibles de “radio unión de los tabesianos contra el Paraguay” y su todavía endeble democracia.

El régimen politiquero de los tabesianos es incompatible con la libertad de prensa, ya que el monje negro 1, J.O. es el encargado de idear los planes de ataque del código 110 (en la jerga policial, homicidio), como aquella vez podrían haber sido primero el senador Robert Acevedo, presidente del Congreso paraguayo y el segundo, según fuentes sería el presidente de los chovy, Efraín Alegre. Pero por suerte no se concretó en el atentado disfrazado por algunos manifestantes que estarían en contra de Cartes, pero que según las informaciones y fuentes estos estaban preparados para tal efecto.

Porque los escopetazos que asesinan a mansalva, y que en otros casos hieren de gravedad a sus víctimas, no deben ser sometidos al escrutinio público y tampoco estudiar, demostrar y difundir los actos de entrega del interés nacional paraguayo a otros países, como el reciente acuerdo HC-Macri sobre Yacyretá, un verdadero “aña cuá” para Paraguay y, ya verán nuestros vecinos, también para Argentina. Es hora que el pueblo paraguayo tenga la sensatez en la hora de votar en las próximas elecciones y no votar por ningún cartista ni ninguno que se asemeje a Honor Colorado ni mucho menos vecinos de este imprestable presidente, que más una vez el Paraguay vomitó en sus ideas al pensar que este sería el cambio o el nuevo rumbo.

comentario

comentario

Cargue Artículos Más Relacionados

Mira además

Catástrofe Sudaca de la historia

CIUDAD DEL ESTE (realidad fatídica, por Carlos Roa) Realmente los seres humanos tenemos qu…